Skip to OncoLog navigation.Skip to page content. MD Anderson MD Anderson site navigation About UsLocationsEventsCareersPublicationsHow You Can HelpContact UsmyMDAnderson
Click for Patient Referral.

Pág. principal/Último número
Números anteriores
Articulos por tema
Educación del paciente
Sobre OncoLog

 

 

Spacer

Extraído de OncoLog, enero 2013, Vol. 58, Nro. 1

Versión fácil de imprimir

Musicoterapia
Los musicoterapeutas ayudan a los pacientes con cáncer a controlar el estrés y los efectos secundarios

Grafico: Visita a domicilioEl escuchar música afecta las emociones de la gente pero, ¿sabía usted que la música también puede tener beneficios para la salud? Profesionales de la salud llamados musicoterapeutas aprovechan el poder de la música para incrementar la cicatrización y mejorar la calidad de vida de los pacientes con cáncer u otras enfermedades graves.

Beneficios de la musicoterapia

La musicoterapia ayuda a los pacientes a manejar el estrés y el dolor, así como a mejorar su calidad de vida. En los niños con cáncer puede estimular la interacción social y la cooperación. Ayuda a los pacientes adultos a expresar sus sentimientos, y también se ha demostrado que mejora la memoria y que incluso promueve la rehabilitación física.

Los estudios clínicos indican que la musicoterapia tiene efectos físicos: puede reducir la hipertensión arterial, la taquicardia, la depresión, la ansiedad y el insomnio. Aún se desconocen todas las maneras en que la música beneficia el cuerpo, pero los estudios han demostrado que la música intensifica las ondas cerebrales, mejora la circulación cerebral y reduce las hormonas del estrés. Estos efectos generalmente se manifiestan durante la musicoterapia o al poco tiempo.

Este tipo de terapia también puede aliviar los efectos secundarios relacionados con el tratamiento, tales como las náuseas de la quimioterapia. Si bien no cura enfermedades, los expertos médicos consideran que puede ayudar a sanar y que mejora el movimiento físico.

¿Qué es la musicoterapia?

Grafico: Las notas musicales

Las sesiones de musicoterapia se adaptan a las necesidades de cada paciente. Durante una sesión, el paciente o un grupo de pacientes pueden escuchar música o tocar instrumentos musicales. Para que un paciente pueda participar o beneficiarse no se requiere ninguna experiencia o habilidad musical previa.

En las sesiones de terapia, los participantes escriben canciones, hablan de las letras o escuchan música a pedido especial, a veces con el agregado de visualizaciones o aromas relajantes. Estas sesiones pueden realizarse en una variedad de entornos, incluso el hospital y el hogar.

De acuerdo con la Asociación Americana de Musicoterapia, no se considera que ningún tipo de música sea más terapéutico que otro. Las preferencias y necesidades individuales del paciente determinan el tipo de música que el terapeuta utilizará.

Los diferentes tipos de música ayudan de distintas maneras y resuelven varios síntomas. Se ha demostrado que la música alegre o divertida tiene un efecto positivo sobre la presión arterial, la cual puede bajar drásticamente como efecto secundario de la inmunoterapia. La música relajante puede ayudar a aliviar el estrés del paciente.

La musicoterapia también puede ayudar con la pérdida de la función cognitiva que afecta a algunos pacientes de cáncer durante y después del tratamiento. El terapeuta puede estimular la función cerebral haciendo que los pacientes creen sus propias canciones o toquen un instrumento. Otra técnica consiste en que los pacientes escuchen varias canciones y luego traten de recordar sus títulos, intérpretes o cualquier otra cosa de las canciones.

La profesión del musicoterapeuta

La música se ha utilizado en la medicina por miles de años. Los antiguos filósofos griegos creían que podía sanar el cuerpo y el alma, y los americanos nativos entonaban canciones y cánticos como parte de sus rituales de sanación.

La musicoterapia tal como hoy la conocemos se plasmó después de la Primera Guerra Mundial, cuando se utilizó música para ayudar a los veteranos a tratar la “neurosis de guerra” que ahora se denomina trastorno por estrés postraumático. Esta práctica continuó a lo largo de la Segunda Guerra Mundial, con músicos aficionados y profesionales de todo tipo que visitaban hospitales de veteranos de todo el país para interpretar sus canciones ante miles de soldados que habían sufrido traumatismo de guerra. Los pacientes exhibieron respuestas físicas y emocionales a la música tan positivas que los médicos y enfermeras instaron a los hospitales a contratar sus propios músicos.

Cuando se hizo evidente que los músicos del hospital necesitaban algún tipo de formación especializada, creció la demanda de un plan de estudios universitario. En consecuencia, en 1944 la Universidad Estatal de Michigan comenzó a ofrecer el primer programa de musicoterapia del mundo.

Hoy en día, los musicoterapeutas deben completar un programa universitario aprobado, así como realizar tareas de campo y una pasantía. Esta capacitación los prepara para evaluar las necesidades de sus clientes, desarrollar e implementar planes de tratamiento, y evaluar y documentar los cambios clínicos.
Muchos hospitales, entre ellos el MD Anderson Cancer Center de la Universidad de Texas, cuentan con musicoterapeutas entre su personal. Estos profesionales integran la musicoterapia al tratamiento de los pacientes a fin de mejorar su bienestar físico y emocional.

– K. Stuyck

Para obtener mayor información, visite la página web de la Asociación Americana de Musicoterapia, visite la página web de la Federación Mundial de Musicoterapia, o llame al Centro de Medicina Integrativa de MD Anderson al 713-794-4700.

Otros artículos en el número de enero 2013 de OncoLog:

Pág. principal/Último número | Números anteriores | Artículos por tema | Educación del paciente
Sobre OncoLog | Contacte OncoLog | Inscríbase para recibir alertas por correo electrónico

©2014 The University of Texas MD Anderson Cancer Center
1515 Holcombe Blvd., Houston, TX 77030
1-877-MDA-6789 (USA) / 1-713-792-3245  
Derivación de pacientes  Declaraciones legales   Política de privacidad

Derivacíon de pacientes Derivacion de pacientes English